lunes, 11 de mayo de 2015

La joya del olivar

Hoy hemos podido disfrutar de una de las especies más icónicas del olivar, que no es otra que el alzacola o alzacola rojizo (Cercotrichas galactotes). Acompañados de Cesar Clemente, quién de nuevo ejerció como un magnífico anfitrión, pudimos localizar varios ejemplares de este túrdido estival, recién llegado de una migración transahariana. Esta, y otras poblaciones ubicadas en la provincia de Cáceres, conforman el límite septentrional de distribución de la especie en la península ibérica. De hábitos tímidos aunque antropófilo, este "ruiseñor de secano" delimita su territorio cantando desde un posadero en altura, de ahí, que mayo sea uno de los mejores meses para observar alzacola, ya que en este mes tendrán lugar la mayor parte de sus disputas territoriales y cortejos. Se alimenta principalmente de insectos, a los cuales da caza dejándose caer desde una percha, aunque puede complementar su dieta con algunos frutos. A continuación algunas imágenes de esta mañana, tomadas en la población cacereña de Montehermoso.


Alzacola rojizo (Cercotrichas galactotes) Montehermoso (Cáceres)






Bibliografía

- López, G. 2003. Alzacola (Cercotrichas galactotes). En Atlas de las aves reproductoras de España
(eds. R. Martí y J.C. del Moral), pp. 414-15. Dirección General de Conservación de la Naturaleza-
Sociedad Española de Ornitología. Madrid.

2 comentarios:

  1. Precioso!, jamas he visto uno.
    Saludos camperos.

    ResponderEliminar
  2. Hola. Estoy preparando un viaje ornitológico para la próxima primavera a Extremadura. Me podrías indicar una buena zona para Alzacola, nunca he visto esta especie...

    ResponderEliminar